mercado inmobiliario

El mercado inmobiliario de nuestro país ha presentado mucho movimiento en tiempos recientes. La tendencia al desarrollo vertical que ha dominado el crecimiento urbano en los últimos 15 años, ha abierto miles de opciones para la venta y renta de espacios de vivienda, negocios y comercio.

Lo anterior ha generado un ambiente de alta competencia para las inmobiliarias, que buscan que sus desarrollos sobresalgan del resto, por lo que muchas de ellas se han enfocado en utilizar estrategias de marketing y ventas especializadas a su industria, y aquí te compartimos 5 de ellas:

1. Tener un sitio oficial

Una compañía de bienes raíces es una empresa de un giro complejo, por lo que necesitan un espacio personalizado para aterrizar todas sus comunicaciones, establecer una identidad, mostrar sus espacios, explicar sus servicios, incluir ofertas específicas, etc.

Tener un sitio web es indispensable  para proveer a tu marca de una imagen profesional, para tener un lugar donde anclar las formas de contacto y para iniciar el proceso de conversión.

2. Apoyos visuales

Se dice que de la vista nace el amor, y esto es particularmente cierto en la industria inmobiliaria, sobretodo si tratas de vender espacios en un desarrollo nuevo, más aún si estás en etapa de preventa. Los planos y los renders son una excelente herramienta para atraer inversionistas cuando aun no tienes una construcción terminada y todavía estas en una fase temprana del proyecto.

Le da a una idea a futuros compradores acerca del producto que estarían adquiriendo, y puede marcar la diferencia entre sembrar su interés o perder la oportunidad de venta.

3. Fotografía profesional

Si te especializas en propiedades previamente habitadas, es importante presentarlas con su mejor cara. No subestimes la ventaja de tener un fotógrafo especializado que conozca los fundamentos de la fotografía arquitectónica, para que pueda sacar el mayor provecho de los espacios.

Para captar la atención de inversionistas en una primera fase, una propiedad depende completamente de su imagen, no te arriesgues a que esta imagen se vea sesgada por fotografías mal tomadas o que se vean poco profesionales.

4. Recorridos virtuales

Además de los mencionados con anterioridad, otro recurso que se ha popularizado últimamente es el recorrido virtual. Éste ofrece una experiencia más realista sobre los espacios, permitiendo al cliente recorrer el lugar de forma remota, aún antes de que el inmueble sea construido. Con lo que el cliente obtiene una idea más certera de las dimensiones y la configuración del espacio.

5. Storytelling

No se trata de vender una casa, un departamento o una oficina; sino la experiencia de vivir, trabajar y crecer ahí. Un espacio es frío cuando nos centramos en las características físicas del mismo. Pero cuando nos centramos en el aspecto emocional que representa una nueva casa para una familia, un nuevo departamento para un joven que busca independizarse, o un nuevo local para un emprendedor, podemos conectar con nuestra audiencia de una manera más profunda, generando historias con las que pueda sentirse identificado.

6. Inbound Marketing

Atraer a los clientes a través de contenido de valor, es una de las más novedosas formas de hacer marketing. También puede ser una de las más complejas, si no se planea de manera correcta. El objetivo detrás de esta metodología es crear contenido que atraiga y convierta a tu audiencia en clientes utilizando herramientas digitales como: redes sociales, blogs, e-mails entre otros. Dado el tipo de producto y el tiempo que puede tomar a un cliente el adquirir un inmueble, esta herramienta es una de las más efectivas para esta industria, ya que permite ganarte la confianza del cliente poco a poco y llevarlo a través de un proceso de compra.

Lo más importante, independientemente de la forma o los medios que utilices, es que integres todos tus esfuerzos a una estrategia de marketing pensada en el tipo de cliente que buscas y que se alinee a tus objetivos.